martes, 7 de junio de 2011

Dos nenes con su mamá:

"¡Me quiere más a mí!"

"¡No, a mí me quiere más! ¡Preguntale! ¡Decile mami, decile!"

La madre les habla bajito pero con ese tono casi de reto:

"Shhhh... los quiero igual a los dos. Basta ya, quédense quietos."

Entonces uno de los nenes lo mira al otro, lo abraza y le dice:

"Bueno, yo también te quiero."

Hay dulzura que no empalaga.

6 comentarios:

Lucas Fulgi dijo...

:)

Xoi dijo...

Morí de amor.

tecontaretodo dijo...

Claro, el pibe habrá pensado "si mamá lo quiere, algo bueno debe tener" y no se quiso quedar afuera :-D
Ojalá sigan así...

c. dijo...

qué lindo. me encantan esos momentos.
saludos!

La hija de la Lagrima dijo...

Hermoso! Esta espontaneidad de los chicos es única.

Beso

Anónimo dijo...

Tan tierno que me hizo llorar, increíble! Ojalá a todos nos quedara algo de eso una vez que dejamos de ser niños.